“Consejos para una dieta saludable”

Llegó el verano y es el momento de sentirnos felices con nuestro cuerpo.
El doctor Kurt G. Harris nos brinda ciertos pasos para empezar a tener una vida un poco más saludable. Es importante ir poco a poco y tomarlos con calma.

¡Empecemos!

Primero hay que eliminar los alimentos procesados de nuestra alimentación, en especial aquellos que tengan grasas trans. A su vez, hay que evitar los excesos en comida y bebidas que te pueden llevar a adicciones, como el alcohol o el cigarrillo. Por otro lado, debemos quitar la mayor cantidad de azúcares del día a día. Tratar de tomar bebidas con cero azúcar, y sin edulcorantes. El siguiente escalón consiste en reducir por completo el consumo de gluten que está presente en los cereales, debido a que es una proteína que daña nuestro sistema inmunitario.

Comer 5 o 6 veces al día es vital; acostumbra a tu organismo y a ti a momentos específicos del día para saciar tu hambre, la clave está en comer pocas veces al día pero en abundancia, además de realizar ayunas o al menos no consumir carbohidratos en el desayuno. Ah y podemos comer carnes de todo tipo ya que la grasa no es un enemigo, son un combustible necesario para nuestro organismo y se pueden aprovechar las vitaminas liposolubles que traen consigo.

Además, caminar y tomar sol ayuda a metabolizar la vitamina D3, así el calcio de tu dieta se pega a tus huesos, ¿sabías ese dato?

Espero apliquen al menos uno de estos consejos para que su día a día sea saludable. ¡Éxitos a todas!

“Claves para vivir sano”

Según la Organización Mundial de la Salud la nutrición es la ingesta de alimentos en relación con las necesidades dietéticas del organismo, lo cual nos lleva a medir el número de calorías que una mujer y hombre debe consumir al día, que en promedio una mujer requiere 1.600 a 1.900 calorías mientras que el hombre necesita de 1.900 a 2.200 calorías solo para personas cuyo horario de oficina de 8 horas no le permite alcanzar unas dos horas de pie o estar en actividad todo el día.

4 (1)

Por otro lado, tenemos a la actividad física que permite quemar esas calorías que superan el promedio diario, contribuye a fortalecer los huesos y músculo sumado a ello nos llena de energía cuando se practica en las mañanas. Los deportes o las rutinas de ejercicios, son un hábito que no solo contribuye a una vida sana, sino que la persona eliminará el estrés acumulado ya sea por problemas en casa, trabajo o estudios porque lo libera con cada gota de sudor, aunque suene ilógico. Prueba una semana salir a caminar por las mañanas, aunque sea media hora verás que esta teoría se cumplirá.
Además, se debe ejercitar la mente, no solo con juegos de video de estrategia, sino con rompecabezas, crucigramas, sudokus, cubos de Rubik, entre otros, son estímulos que ayudan a que tu cerebro no solo procese tus responsabilidades laborales o estudiantiles, sino que desarrolle segmentos neurológicos que aumentarán tu nivel cognitivo.7 (1)

Y por último, debes tener pasiones y pasatiempos porque no todo en esta vida es trabajo, dedícale tiempo a tu familia, siéntate por cinco minutos y piensa solo en ti, compra un pasaje y viaja por todo tu país, sal de paseo con tu pareja o pon en práctica el pasatiempo que más te agrade, recuerda que la semana tiene siete días, y con que te tomes un día para ti, el mundo no se derrumbará.

8 (1)

Cerrar [ x ]